Tras el éxito con The Walking Dead, todos esperaban con ansias el futuro de Clementine y aquí está el análisis de esta segunda temporada. El primer The Walking Dead ocultaba su linealidad de una manera ejemplar. Realmente creíamos que el futuro de Lee Everett estaba en nuestras manos y que nuestras decisiones cambiarían el final, pero no; tan solo cambiaban los hechos que vivía Lee y como ya comente en el pasado análisis, era nuestra interpretación del mundo que el vivía. Bien, es hora de un cambio de papeles y de ver la evolución de nuestra inocente Clementine en un mundo tan gris.

1Tras acabar completamente sola, Clementine se encuentra con dos antiguos compañeros pero tras varios meses vuelve a acabar sola. Al ser herida se encuentra con un grupo nuevo que dudara de ella, dicha duda hará que nosotros hagamos lo mismo con ellos y como es obvio en las obras de Telltale Games todo esto se ira torciendo más y más hasta puntos insospechados. El juego expresa a la perfección la indefensión de Clem en mundo lleno de zombis. Lo realmente interesante de esta segunda temporada es la evolución que sufre Clem, que ya no es una niña inocente y dulce, al menos no del todo. El hecho de ver tanto sufrimiento a tan corta edad hace de nuestra protagonista un ser un tanto distante y desconfiada, o por lo menos lo fue en mi versión del juego. Ya sabéis que es una aventura gráfica que se basa enteramente en los diálogos y en cómo queremos que el protagonista se comporte. Lo bueno de la segunda temporada es que realmente si hay varios finales, con lo cual nuestras decisiones serán mucho más relevantes que en la primera entrega.

25 En lo que respecta en lo jugable es un copia y pega del primer título, no es que esto sea malo, todo lo contrario el primer The Walking Dead fue realmente bueno y lo mejor de esta segunda temporada es ver a Clem enfrentarse a un mundo que le queda grande inclusive a los adultos, sin embargo se echa en falta algo más en lo que respecta a jugabilidad; se añaden algunas secciones de QuickTime events y poco más, pero ese fue el factor que sacrifica Telltale Games para crear sus juegos, una buena historia pero poca dificultad.

En cambio vuelve lo mejor que este juego supo hacer con el anterior, sumergirnos en experiencias al límite. Y de hecho hay situaciones más duras que en el titulo anterior, mucho más bizarras y todo ello visto de nuestra protagonista de tan solo once años. En lo que respecta a este título no es más que una continuación sin muchos cambios.

Gráficamente no se nota mucha mejoría respecto del primero, repite el estilo comic americano que tanto gusto, esta completamente en inglés y quizás la velocidad de las comversaciones hagan que os perdáis pero seguramente que podréis encontrar traducciones. La música vuelve a ser prácticamente impecable, como en el anterior análisis me tomo la libertad de recomendaros la canción que más me gusto del repertorio: In The Water.

35Opinión personal: En este análisis he querido evitar a toda costa los spoilers y como ya dije es muy continuista, simplemente lo que más varía es la historia y el cambio que refleja Clem. Poco más, una aventura gráfica exactamente igual planteada que su predecesora y que realmente recomiendo.

Escrito por NOEM

NOEM

Friki a tiempo completo, colecciono videojuegos, lector de manga, amante de la música y del anime. Fotógrafo amateur.